Prepara Estas 5 Recetas Saludables Y Goza Del Atún Fresco

Es uno de los pescados azules de mayor consumo y una auténtica fuente de salud por las grasas saludables y los ácidos, sobre todo Omega 3, que aporta su carne deliciosa. En la cocina es una auténtica “joya” pues acepta recetas, muy fáciles de hacer, originales, sanas y también irresistibles aun para los más reacios al pescado.

Incluye el atún fresco de manera habitual en tu dieta y aprovecha sus nutrientes y sus buenas propiedades. Si estás a dieta y quieres sostener las calorías y los kilos bajo control sácale partido al atún. ¿Quieres ciertas ideas para prepararlo rico y sano? Acá las tienes:

Lomos marinados a la plancha

Los lomos de atún a la plancha no pueden ser un plato más saludable y fácil de preparar. Solo requiere dos condiciones:

Que la materia prima sea realmente fresca.

Que hagas un buen aliño en el que dejar marinar los lomos. Uno de los más fáciles y tradicionales es realizar una mezcla con aceite de oliva virgen, unos ajos laminados, unas gotas de limón y una cucharada de perejil picado.

Si quieres una propuesta más novedosa, olvídate del ajo y perejil y sustitúyelos tortitas americanas caseras por una mezcla de: aceite de oliva, raíz de jengibre rallada, zumo de limón y unas gotas de salsa de soja. Deja macerar por lo menos tres horas y después, a la plancha vuelta y vuelta.

Atún en escabeche

Es una forma de disfrutar de unos buenos tacos de atún fresco que te van a durar, sin inconvenientes, una semana en la nevera. Además, vas a poder emplearlos en otras recetas: ensaladas, pinchos, ingrediente de pizzas, sándwiches… Se prepara muy fácil.

Corta el atún en tacos y fríelos sutilmente en aceite de oliva. Solo debes sellar los trozos. Deben quedar crudos por la parte interior.

En ese mismo aceite, fríe unos minutos unos aros de cebolla finos, 2-tres dientes de ajo laminados, una hoja de lauro y unos granos de pimienta negra.

Incorpora ½ - 1 vaso de vinagre, al lado de media cucharada de pimentón dulce y otra media de pimentón picante.

Seguidamente, incorpora los tacos de atún más medio vaso de agua.

Deja cocer 15 minutos a fuego bajo, dale tiempo a que se enfríe y ya tienes el atún en escabeche para tomar solo o bien como quieras.

Ensalada de lentejas y atún

Un auténtico platazo a nivel nutricional, ligero y de simple digestión.

Hierve media taza de lentejas (según comensales) o recurre a las ya preparadas de bote.

Haz un lomo de atún -preferiblemente al vapor-.

Desmenúzalo y mezcla los pedazos con las lentejas junto a un huevo duro picado y unos tomates de ensalada.

Adereza con una vinagreta suave y si deseas un sabor, más intenso, agrega unas alcaparras.

Pasta con atún y ajetes

Buena opción para disfrutar de un energético plato de pasta al que agregar proteínas y grasas saludables.


Prepara lo que prefieras: espaguetis, macarrones, espirales…

Por otra parte, haz un sofrito con ajetes frescos y pequeños tacos de atún. Acrecienta el sabor con un toque de tomillo y albaca al lado de un pellizco de sal y otro de pimienta negra recién molida.

Rehoga en la sartén e incorpora los ingredientes fritos a la pasta con un hilo de aceite de oliva virgen.

Ventresca de atún al horno con gambas

La ventresca es la parte del atún que queda entre el vientre y la cabeza. Su sabor es exquisito y al horno necesitas muy poco a fin de que te quede genial.

Hay que limpiarla bien, retirando la fina piel que la recubre.

Una vez preparada, sitúala en el horno precalentado a doscientos º.

Pon por encima unas gambas arroceras peladas.

Aliña con aceite de oliva, sal, una aromatizada ramita de romero y una hoja de laurel.

15 minutos al horno y va a quedar en su punto.

Si quieres un plato más jugoso, a mitad de cocción añade medio vaso de vino blanco.

¿Sabes alguna otra receta saludable con atún? Prueba una de estas opciones y goza de una comida sana.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *